¿Qué es el CHO y por qué es importante para tu centro educativo?

Qué es CHO

¿Qué es CHO y por qué es un concepto importante para tu centro educativo?

En este artículo quiero contarte de qué se trata esta figura que tan poco se conoce y cómo puede ayudarte a mejorar el bienestar en tu escuela. 

Porque si tu equipo está contento en el centro, podrás no solo reducir el absentismo, aumentar la productividad y mejorar el ambiente laboral, también retener el talento. 

Y eso se verá reflejado tanto en los profesores, profesoras y colaboradores de tu centro, como en el alumnado, que tendrá un gran ejemplo y una inspiración diaria.  

Haz clic en el vídeo y déjame que te cuente de qué se trata el CHO. Y si prefieres seguir leyendo este contenido, desliza hacia abajo y continúa con la lectura. 

¿Qué es CHO? 

CHO es el acrónimo de Chief Happiness Officer, o también conocido como Responsable de la Felicidad en las Organizaciones.

¿Y cómo puedes incluir esta figura en tu centro educativo? En primer lugar, entiendo la importancia del bienestar de tus trabajadores y colaboradores. 

Porque sí, las personas cada vez más decidimos el lugar en el que queremos trabajar en función de lo que nos puede aportar el proyecto, de la proyección de futuro que ofrece, de la flexibilidad y los horarios que nos permitan conciliar y compatibilizar nuestra vida personal y, como no, de la carga de estrés que supone el puesto. 

Pero sobre todo, por encima de todo esto y con diferencia, está el clima laboral. 

El ambiente laboral es fundamental. No es lo mismo llegar a trabajar cada día a un lugar en el que todo el mundo parece estar de malas, quejándose de todo e inevitablemente contagiándose en ese clima, que trabajar en un sitio en el que todos se sientan parte del proyecto, con una carga de estrés mínima y sintiéndose felices. 

Y esta felicidad es hablar no solamente del bienestar emocional, sino de personas alineadas, de valores del proyecto, de aprendizajes y retos, de evolución personal, de conciliación y de otros muchos factores que se engloban en el concepto HHFE (Hapiness + Healthy + Flexibility + Empower). 

Una persona del equipo feliz será mucho más creativa, resolutiva y eficaz en su trabajo.

Así que en definitiva, el CHO será la figura responsable de velar por ese bienestar y esa felicidad de cada persona del equipo en su trabajo. 

¿Por qué aplicar CHO en tu centro educativo?

El profesorado y los colaboradores de cada centro docente están expuestos a muchísimos estímulos estresantes, así como al conocido síndrome de burnout (aquí tienes un artículo en el que te hablo más sobre este tema).

Es por todos conocido que formar parte de un centro educativo significa trabajar por y para otras personas, no solo para los alumnos, sino para padres y el resto de equipo docente. Y eso lleva implícitas muchas demandas de carácter emocional que en otros trabajos no se dan. 

Por ejemplo, cada vez que aparece la conducta desafiante de un alumno que pone a prueba el autocontrol del profesor o profesora, o la sobrecarga de trabajo cuando sobre la mesa tienes decenas de ejercicios que corregir. Seguro que sabes de lo que hablo 😉

Esto hace que ponerle atención al bienestar en el trabajo pueda suponer una gran diferencia, ya que un docente feliz podrá transmitir con mayor facilidad a sus alumnos sus estados emocionales positivos.

La función básica de un CHO es corresponsabilizarse de la motivación y bienestar de las personas que forman parte del equipo, para de esa forma ser capaz de retener el talento y crear un grupo que avance hacia la misma dirección, con coherencia y alineación. 

¿Y cómo puedes llevarte todo esto a tu centro educativo? 

Puedes llevarte este concepto a tu centro educativo teniendo en cuenta algunas cosas. 

En primer lugar, es interesante que sepas que de forma genérica la figura de un CHO ha de ser una persona que:

  • Esté alineada con los objetivos y visión del proyecto. 
  • Conozca con detalle las necesidades de los trabajadores.
  • Sea capaz de motivar e inspirar al equipo. 
  • Tenga capacidad analítica y habilidades de comunicación. 

En realidad y para que lo entiendas un poco mejor, la figura del CHO sería la fusión entre un técnico en Recursos Humanos, un coach, un formador y un consultor estratégico. 

Este perfil puede ser un integrante del equipo que se prepare específicamente para ello, o también un colaborador externo. 

Porque soy consciente de que hay muchos centros educativos que no pueden permitirse tener un CHO en plantilla, pero para eso siempre nos queda la opción de contar con un colaborador ocasional.  

En definitiva, y aunque el concepto de Chief Happiness Officer, o Responsable de la Felicidad en las Organizaciones es un concepto relativamente nuevo, ha llegado sin duda para quedarse. 

En los centros educativos tendrá un papel fundamental para motivar al equipo, asegurar su bienestar y fomentar la felicidad de los docentes. 

Porque estoy convencida de que un maestro feliz puede cambiar el mundo. 

Recuerda que en Bienestar en la Escuela tienes disponibles opciones tanto de formación como de consultoría estratégica personalizada para ayudarte en este proceso e implementar esta filosofía en tu centro.

Cuéntame, ¿conocías el concepto de CHO? ¿Te parece interesante para mejorar el clima laboral de tu centro educativo? Te leo 🙂 

    Leave Your Comment Here